Salud digna: reinventa tu experiencia con la mastografía

Salud digna: reinventa tu experiencia con la mastografía

La incomodidad, el pudor y la desidia son tres poderosos enemigos de la salud de las mujeres de todas las edades, pues en muchas ocasiones se interponen en el camino de la prevención y el diagnóstico oportuno de enfermedades. Para muchas, el momento de la toma de imágenes de mama o de muestras de Papanicolaou puede llegar a ser especialmente incómodo o intimidante.

En Salud Digna nos propusimos cambiar la experiencia que nuestras pacientes viven dentro de los consultorios de Mastografía y Papanicolaou de todas nuestras clínicas. Nuestro objetivo es que ninguna mujer relacione su cuidado preventivo con el miedo o la ansiedad, trasformando su experiencia para alentarlas a realizarse sus estudios de prevención y detección oportuna con regularidad.

UN ESPACIO CREADO PARA TI.

Para lograrlo, diseñamos las Salas Sensoriales, espacios creados para fomentar la comodidad y la cooperación dentro del consultorio, ayudando a cambiar radicalmente la ocasión de realizarte una mastografía por una mucho más intimista. Poniendo las necesidades de nuestras pacientes en el centro, las Salas Sensoriales utilizan un sistema interactivo que estimula tres sentidos: vista, olfato y oído, a través de luces especiales que reducen la exposición de la paciente, escenarios temáticos complementados con sonidos relajantes y el toque especial de la aromaterapia. De esta manera, la paciente puede dejar de lado la incomodidad y facilitar el proceso de captura de las imágenes de mama o la toma de células cervicales.

VÍVELA

La experiencia de nuestra Sala Sensorial inicia cuando dentro del consultorio se encienden las luces especiales que te invitan a dejarte envolver por el entorno. Enseguida, nuestro profesional de la salud a tu servicio y a adoptar un estado de ánimo que facilita el proceso. Cuando menos lo esperes, el operador pregunta por tu preferencia: ¿playa, primavera o bosque? Entonces las pantallas muestran imágenes de acuerdo con tu tema favorito, mientras que el difusor de perfume va infundiendo una fragancia que ayuda a relajarte habrá terminado de hacer las tomas y te indicará los pasos a seguir para recibir tu mastografía. ¡Así de fácil es cuidarte!